Saltear al contenido principal

Carmín

Rojo, cabello largo, piernas entumidas y enredadas como un caracol.

Dicen los de la aldea que la han visto caminando por las noches, mientras los lobos hambrientos aúllan oliendo el humo de la fogata que se esparce por el viento como buscando alguna presa que comer.

Es tan bella como blanca; hipnótica, perfecta combinación de humano y animal. Si logras mirarla a los ojos, cual Medusa se mete en tu cerebro, te paraliza y acaba por beberse toda tu sangre hasta que ya no queda nada más.

Pupilas caóticas, curvas ermitañas y un corazón negro que desgarra las entrañas. Mientras bebe suspira, se adueña de la tierra y sumerge sus labios en la lava caliente que salpica de tu cuello.

Por las mañanas también la han visto, lamiéndose las heridas y escondida en un hueco entre las piedras, con los brazos extendidos, esperando, acechando.

Vampiro de la nada envuelta en celo, inmortal, etérea y con el alma oliendo a sexo entre las piernas.

 

Avin
Escritora. Bruja de oficio, cocinera de palabras por accidente. Cambio de color todo el tiempo porque no me gusta el gris, un poco sí el negro, pero nada como un puñado de crayolas para ponerle ...
Su semblanza - Sus shots -
Ros
Ilustrador. Ilustrador amateur de tiempo completo.
Su semblanza - Sus shots -
Avin
Escritora. Bruja de oficio, cocinera de palabras por accidente. Cambio de color todo el tiempo porque no me gusta el gris, un poco sí el negro, pero nada como un puñado de crayolas para ponerle ...
Su semblanza - Sus shots -
Ros
Ilustrador. Ilustrador amateur de tiempo completo.
Su semblanza - Sus shots -

Más shots para el sediento:

0
El Cuarto Del Pintor

El cuarto del pintor

Lo que sucede, pasa en el cuarto del pintor. Las arrugas ciñen el cuerpo de la modelo y los perros…

Esta entrada tiene un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba