Saltear al contenido principal

Me gustas

Me gustas en la playa, cuando gozas, cuando bailas, porque puedo ver el universo de tus pecas, esas que son como constelaciones rítmicas y que provocan un trance en tu ardiente humanidad.

Me gusta esa efervescencia otoñal que brota en el rosado de tus mejillas y que celebra con el viento el éxtasis de tu risa.

Me gusta tu piel, cósmica y dorada, con adornos de manchitas de colores, donde flotan tus olores de madera y coco dulce.

Me gusta tu agitada cabellera, melodía perfumada de atardeceres, de cielos suaves por donde vuelan pececitos de papel de China, y esa sensación de mirar unos conejitos subiendo por tu pubis, verlos llegar al plexo solar para impulsarse y saltar hasta la luna.

 

Loading
Álvaro Buenaventura
Lleguemos a un acuerdo, tú me lees, yo te escribo. «Había noches en que todo el mundo estaba como esperando algo y yo me sentía como un nómada fracasado, de esos que van a todas partes sin llegar a ningún lado.» Escribo «adios» sin acento para que no suene a despedida.
Ilustradora. Originaria del D.F., estudié Arte en Cuernavaca, aunque dibujo desde siempre. Ni de aquí ni de allá, soñadora e imaginante.

No pares, ¡sigue leyendo!

Oblación

Primero fue el texto

Ahí está el círculo de filosofías forjadas y oro opaco, el universo negro de brillos palpitantes. Ahí está, entregado como ofrenda por el…

Aterrizaje forzoso

Aparato

Hace cuarenta minutos que giramos en círculos sobre el D.F. Parece que peinamos el smog con nuestras alas. El señor de adelante se…

Volver arriba