Saltear al contenido principal

Sísifo o me he de comer esa tuna

Todo era cuestión de tiempo, de plazos cumplidos y nuevos desasosiegos.

Siempre era así, no importaba cómo eran los sueños ni cuáles los deseos, nunca se haría mi voluntad.

Y así, la vida, simplemente la fe ciega, las preguntas muertas, las dudas desvanecidas.

Por eso cierro los ojos, no importa lo que pase, ni lo que pese, esa piedra debe llegar a la cima de la montaña.

Loading
Avatar
Escritora. «Larga y ardua es la enseñanza por medio de la teoría, corta y eficaz por medio del ejemplo.» –Anónimo

No pares, ¡sigue leyendo!

La culpa de siempre

Ciudad

De esos trayectos interminables recuerdo el olor a hierba y cebolla. Ese olor que me abría los ojos de golpe para por fin…

No-no-no

Error

Nos negamos a volar aun cuando el viento dirige nuestras alas. Seguimos insistiendo en quedarnos aun cuando se acerca el devastador huracán. Ofrecemos…

Sol de Marzo

Aparato

Ando en el centro. ¡Ya!, ahora. Enamorado del sol de Marzo y con el cabello alborotado por el sueño. Ando como el sol…

Volver arriba