Saltear al contenido principal

Un poco más

Subí montañas, crucé océanos y conquisté las cavernas más profundas. Nadé en tinacos llenos de billetes de alta denominación y cedí todo a la humilde filantropía. Canté, bailé, escribí, toqué treinta instrumentos y esculpí dos toneladas de piedra. Limpié mis entrañas con jugos y néctares verdes, exploté mis músculos hasta su máximo esplendor y me arreglé los dientes con el dentista. Comprendí la base del budismo y me adentré en viajes astrales a través de meditaciones profundas. Fui cómico, intelectual, sensible y tenaz. Cultivé las orquídeas más exóticas, coseché las frutas más dulces y preparé las recetas más excéntricas. Fuimos a los lugares más remotos, a las ciudades más impresionantes y a los conciertos más eclécticos. Tomamos cerveza, mezcal, vino, tequila, ron, campari y un sinnúmero de cocteles pretensiosos. Vimos películas, comimos pizza, nos quedamos sentados en el parque y hablamos una vez por más de 15 horas sin cambiar de locación. Reímos, lloramos, jugamos, saltamos, sufrimos y nos drogamos.

No tengo ya más. Sólo me queda esperar. Esperar hasta que despierte y se atragante con mis carnes o hasta que las sogas manchen mi cuerpo con el obscuro color de la gangrena.

Tras ganar su primer premio en efectivo, cambiarlo por brandy y cerveza y beberlos con sus rivales, descubrió su pasión por las letras y que la sopa en realidad sí es un buen alimento ...
Su semblanza - Sus shots -
Brnd Hnjs
Ilustra. También construye marionetas.
Su semblanza - Sus shots -
Tras ganar su primer premio en efectivo, cambiarlo por brandy y cerveza y beberlos con sus rivales, descubrió su pasión por las letras y que la sopa en realidad sí es un buen alimento ...
Su semblanza - Sus shots -
Brnd Hnjs
Ilustra. También construye marionetas.
Su semblanza - Sus shots -

Más shots para el sediento:

0
Seducción Involuntaria

Seducción involuntaria

Dicen que hay cierta hora —un momento entre la noche y la madrugada— en la que ella sale a las…

0
A A Mi Inanición

A a mi inanición

Me vuelves a buscar con tu paso rápido, hablando rápido, respirando rápido, pidiéndome vernos rápido. Y yo sonrío. No soy…

0
Fui Helio

Fui helio

Quizás ese había sido el mejor momento de su vida. Briznas de pasto entre los dedos, el murmullo de hippies…

0
Bienvenida

Bienvenida

En el preciso momento en que has cerrado los ojos y ni el más ligero goteo de luz entra por…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba